Oriental de pelo corto

El oriental de pelo corto blanco es un ajemplar muy atractivo a los ojos de los amantes de los gatos. Se trata de un gato de un aspecto peculiar, que llama mucho la atención, ya sea por su color de pelaje, blanco inmaculado o por su escaso pelaje, que es muy corto. Pariente unicolor del gato siamés, es el ejemplar oriental por excelencia. Cabe destacar que los orígenes de este gato son del antiguo Oriente, concretamente de Tailandia, aproximadamente en la Edad Media.

El oriental tiene un aspecto elegante y esbelto, tiene una cara con forma triangular y lo caracterizan unas enormes orejas triangulares, mucho más grandes que su cabeza en lo que a proporción se refiere.Tiene también una cola bastante alargada y delgada.

En cuanto a carácter se refiere, se trata de un gato extrovertido y cariñoso, además de ser muy dependiente de sus amos. Se trata también de un gato con un carácter curioso, lo que le provoca en muchas ocasiones el deseo y la necesidad de salir a “explorar” el exterior, cuando es criado en una casa pequeña. A esta raza también les suele gustar mucho el juego, por lo que deberás jugar con él a menudo. También les gusta el ejercicio.

A pesar de que cuente con pelaje corto, eso no significa que no haya que tomar cuidados en este aspecto, pues el pelo muerto también se acumula, por lo que de vez en cuando es necesario pasar un cepillo o un paño seco para eliminar el pelo muerto y así evitar que se formen bolas de pelo en el interior de su organismo.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.