Atención de los gatos en situaciones de emergencia

Cuando ocurre algún tipo de emergencia con nuestro gato, muchas veces no sabemos cómo reaccionar. Es por ello que resulta fundamental disponer de un plan de urgencias para cualquier momento en que podamos necesitar. Lo primero que debemos hacer es encontrar algún veterinario o servicio de emergencia las 24 horas. Esto porque puede ocurrir cualquier tipo de accidente u otras urgencias durante la noche. Agendamos el teléfono y el domicilio en un lugar que sea de fácil y rápido acceso.

Otro punto importante es reconocer las ocasiones que realmente representan una emergencia, tales como un accidente o caída que provoque lesiones graves, asfixia, golpe de calor, picadura de insectos venenosos o cualquier otra situación potencialmente mortal.

Algunos de los signos que demuestran que un gato requiere atención médica urgente son:

  • Encías pálidas.
  • Respiración acelerada.
  • Pulso muy débil o muy rápido.
  • Cambio brusco de temperatura corporal.
  • Dificultad al caminar.
  • Aparente parálisis corporal.
  • Pérdida del conocimiento.
  • Convulsiones.
  • Sangrado excesivo.

Con mucho cuidado en los movimientos, por ejemplo en el caso de una caída muy fuerte, pondremos al gato sobre una superficie cómoda para esperar que llegue el servicio de emergencias. Debemos saber que puede estar agresivo debido a los dolores corporales. Si la lesión y las circunstancias lo permiten, podemos trasladarlo nosotros mismos hasta la clínica en nuestro móvil.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here