Identificación de los gatos con microchip

chipgtoLos mininos son animales muy activos y curiosos que cuando no están dormidos, jugando, cazando algún bicho, asomados a la ventana pueden estar tratando de abrir la puerta para encontrar mejores aventuras en el patio de abajo, el callejón de atrás o el techo lejano que se alcanza a ver, esto implica que el gato en el momento menos pensado se saldrá, por lo tanto, es necesario proteger al animal de compañía a través de la implantación de un microchip.

En los últimos años, el uso del chip en los gatos es el dispositivo más útil y eficiente para controlar y proteger a los felinos contra pérdidas y robos; actualmente, el microchip es el aparato más moderno para identificar a los animalitos. Técnicamente, el microchip es un dispositivo electrónico para registrar a los animales de compañía, está constituido por la parte conocida como el microchip y la cápsula que lo recubre elaborada de un material de vidrio suave antialergénico del tamaño de un grano de arroz.

Implantación del chip en el felino

El médico veterinario es el experto para colocar el microchip al gato; el lugar ideal es a la altura de la nuca, utilizando un inyector especial que implanta el microchip en la piel del micifuz. Cada dispositivo tiene capacidad para almacenar la información a través de un sistema de códigos de números único y equivalente a un número de identificación personal del gato.

El microchip se implanta para siempre y permanece con el gato durante el tiempo que vive el minino. Toda la información relacionada con animalito está registrada en el chip y de esta a la base de datos del sistema que conserva la información de los animales que poseen este tipo de dispositivos de control, la implantación del aparato requiere que los gatos tengan al menos una mes y medio de edad.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.